[POD] CG214 Dead Island 2

[GB] Teenage Mutant Ninja Turtles II: Back from the Sewers

 
Luego de una entrega inicial bastante apurada el equipo de desarrollo decidió trabajar en una secuela donde trataron de pulir algo más el producto final.

CONTACTO INICIAL


Como les conté en mi reseña sobre el primer juego para la Game Boy, compré la Cowabunga Collection para recordar esos títulos de acción que desarrolló Konami a finales de los ochenta e inicios de los noventa, pero al momento de decidir cuales iba a reseñar me encontré con que muchos juegos de la franquicia ya cuentan con una publicación en nuestra página web.


Así que decidí seguir terminando los juegos de tortugas ninja que nunca tuve la oportunidad de jugar en su momento debido a que nunca tuve la consola original y cuando por fin adquirí una Game Boy Advance no conseguí ni compré muchos juegos de la versión anterior a pesar de que eran compatibles.

HISTORIA


Si la trama del título anterior era sencilla la de esta secuela es inexistente, al menos si solo nos vamos por lo que nos muestra el juego, porque esta vez no se molestaron en incorporar ningún tipo de narrativa al inicio o entre episodios, y se apoyaron directamente en el manual de este.


Si nos vamos a revisar la página dedicada a la historia nos encontraremos con la excusa de siempre, han secuestrado nuevamente a April O’neil, una vez más debemos rescatarla, pero esta vez la están usando para tendernos una trampa, y eso es todo. Es igual de floja que en el juego anterior solo que esta vez toca ir hasta el manual para conocerla, un punto negativo de esta secuela.

JUGABILIDAD


Aunque a primera vista este título conserva muchos elementos del juego anterior como su vista lateral, el desplazamiento siempre a la derecha, el ataque sencillo que elimina a los enemigos de un solo golpe, la barra de vida que disminuye cuando nos tocan y se recupera cuando encontramos pedazos de pizza, igual fue en la jugabilidad la que recibió la mayor parte de los cambios.


Una de las primeras mejoras es que al inicio de las misiones elegimos a que personaje vamos y usar, y en esta ocasión todos se sienten un poco diferentes, Rafael ataca más rápido pero su alcance es algo reducido, Donatello es más lento y tiene un mayor rango, Leonardo y Miguel Ángel están balanceados y son idénticos en cuanto a velocidad y alcance.

Si somos derrotados nuestra tortuga será capturada, pero en esta oportunidad si podremos recuperarla, pues al terminar el escenario se nos presentará una sección adicional donde debemos derrotar a un sub-jefe y salvar a nuestro hermano. En caso de que no hayamos perdido a nadie, jugaremos un nivel de bono donde podemos recuperar vida para el personaje que estemos usando, si capturan a las 4 será el final del juego.


Los controles se conservan en su mayoría intactos, pero perdimos la habilidad de disparar estrellas ninja y ahora podemos deslizarnos y colgarnos de algunos techos para cambiar de piso, y es que ahora los mundos tienen algo de exploración vertical lo que expande las formas de navegarlos, pero también genera muchos saltos al vacío porque no vemos realmente que hay encima o debajo de nosotros.

También encontraremos un par de niveles donde nuestro personaje puede moverse libremente por la pantalla, de forma similar a lo que vemos es un título beat’em up de la época, pero la colisión con los enemigos es algo torpe, por lo que cuesta trabajo acostumbrarse a este tipo de escenarios.


La dificultad es un desastre, si bien el título anterior daba un salto grande en las últimas misiones, acá se empieza a sentir injusta desde la mitad de la aventura que en total cubre 6 escenarios, los enemigos aparecen sin parar, los obstáculos del nivel son difíciles de esquivar, hay muy pocas oportunidades para recuperar energía y los patrones de los jefes requieren mucha precisión para evitar el daño.

GRÁFICOS


Los personajes siguen teniendo un buen tamaño y los enemigos están mejor proporcionados, cada tortuga tiene su propia arma y aunque la diferencia es realmente pequeña por la resolución reducida de la consola tienen alcances diferentes, no sentí en ningún momento que la acción se pusiera lenta.



Los escenarios fueron los que tuvieron la mayor cantidad de cambios, están llenos de detalles, son más amplios, y tienen verticalidad, aunque la verdad cuesta algo de trabajo explorarlos porque los saltos se siguen sintiendo raros, son muy altos, pero no nos permiten avanzar mucho de forma horizontal.

SONIDO


La música estuvo a cargo de dos sonidistas que ya habían trabajado previamente con otros juegos importantes de Konami, Tsuyoshi Sekito y Yuko Kurahashi, el resultado final fue muy bueno, con tonadas movidas que acompañan bien la acción en pantalla y una variedad bastante respetable si tenemos en cuenta las capacidades de los cartuchos y la duración del juego.



El resto de los efectos sonoros salen de las librerías de la empresa, que tenía una buena selección y logra su cometido sin inconvenientes, vale la pena resaltar un par de voces sintetizadas que no son las más claras, ni abundantes, pero que tampoco eran tan comunes en la consola para ese año.

COMENTARIOS FINALES


La cantidad de mejoras que recibió el título frente al original es impresionante, pero también retrocedió en varios aspectos, en general esta secuela es un paquete más completo, con mejores gráficas y otros toques como que las tortugas se sientan un poco diferentes, pero es difíciles de recomendar a ciegas a menos que quieran probar todos los títulos de la franquicia.


El juez goomba dice… ¡Alquilable!


Menos mal este juego se encuentra disponible como parte de la Cowabunga Collection que está en varias plataformas, porque conseguir un cartucho original de Game Boy es absurdamente costoso y no vale la pena a menos que sean un coleccionista serio.

Valorado 7/10 enemigos mal ubicados


Comentarios