Posted by : vdallos 13/2/19



El primer juego de la franquicia publicado en una consola de mesa en nuestro continente, Path of Radiance tenía la dura tarea de convencer a todos que esta saga valía la pena ser jugada.

CONTACTO INICIAL


Como he dicho en reseñas anteriores me salté la generación de Gamecube, cuando me regalaron la Wii pude acercarme a algunos de los títulos que me perdí en su época. Fire Emblem: Path of Radiance, fue uno de los primeros juegos que puse en mi lista de deseados para el cubo, lo busqué activamente unos meses hasta que el precio fue el correcto. Así lo agregué a mi colección.



Para quienes siguen nuestros artículos, sabrán que Fire Emblem es una de mis series favoritas. No en vano tenemos reseñas de Fire Emblem, The Sacred Stones, Podcast de Fire EmblemFates, Echos y hasta del spin off de Warriors. Esa es la razón para traer de nuevo esta saga, esta vez con el primer juego de sobremesa que vimos por estos lados del océano.

HISTORIA


Nuestro protagonista es el famoso y poderoso Ike. Este juego cuenta la historia de cómo pasa de ser un simple mercenario y empieza su leyenda. Greil es padre de Ike y líder de la banda de guerreros quienes lo cuidan y tratan con algo de sobreprotección. Esto cambiará pronto pues nuestro muchacho deberá tomar las riendas de su grupo ante el asesinato de su padre a manos de un misterioso caballero negro del Reino de Daein.

Esto no es todo ya que en nuestro viaje encontraremos a la princesa del Reino de Crimea y sobreviviente del magnicidio de la familia real a manos de los invasores de Daein. Terminamos envueltos en una guerra sin cuartel, buscando venganza y tratando de salvar a los inocentes de Crimea.


La historia tiene muchos giros, está muy bien contada y tiene varias historias secundarias que se desarrollan entre los personajes principales y nuestros guerreros, dándole al jugador la opción de ver muchas tramas entremezcladas. Contamos con algunas cinemáticas emocionantes, pero la mayoría de la historia será contada mediante textos en pantalla o conversaciones, también a punta de letreros.

JUGABILIDAD


Para quienes no conozcan Fire Emblem, les recuerdo que estamos ante un juego de estrategia por turnos en donde moveremos a nuestros guerreros por una cuadrícula buscando eliminar a los contrarios. Nuestros soldados disponen de diferentes armas, como espadas, lanzas, hachas, tomos mágicos, arcos e incluso son bestias o dragones. Todos tienen ventajas y desventajas que deberemos estudiar antes de enfrentarnos contra los enemigos.

Este juego es bastante clásico en su estructura, pues fue lanzado en 2005. Debemos seleccionar un grupo de guerreros de nuestras barracas para que se embarquen en cada combate. Una vez posicionados debemos movernos por turnos para atacar a los contrarios buscando cumplir la misión, bien sea llegar a un punto del mapa, derrotar a un enemigo en específico o sobrevivir un determinado número de turnos. El diseño de los mapas está muy bien logrado y siempre nos guardará una sorpresa o un objetivo secundario que le pone mayor variedad a las partidas, además las características del terreno afectarán nuestro movimiento y la efectividad de nuestros ataques. Se debe resaltar que la muerte de nuestro aliados será irreversible, esto nos obliga a pensar estratégicamente en dónde ubicamos a nuestros soldados, antes de salir a repartir mamporros.


Para el momento de la salida de este juego se agregaron varias clases de guerreros diferentes y hechizos, entre ellos resaltan los Laguz, que son criaturas que se pueden transformar por un breve periodo de tiempo en alguna bestia muy poderosa y que conforman un nuevo nivel de estrategia para tener en cuenta, pues al típico triángulo de fortalezas y debilidades entre espadas, lanzas y hachas, se agrega otro nuevo entre dragones, bestias y magos. Además los Laguz son muy vulnerables en su forma humana, por eso debemos protegerlos hasta que sea el momento apropiado de utilizar sus habilidades.

La administración de los guerreros fuera del combate es también muy completa y divertida. Podemos gestionar el equipo de cada guerrero que tiene una cantidad de usos limitados, por eso es conveniente estar atento a que arma se puede usar y forjar, reparar o mejorar las armas en la medida que sea posible.

En nuestra base también podemos hacer que los personajes interactúen, mejorando su afinidad, que entre mayor sea, veremos mejor desempeño en combate de nuestras parejitas siempre que se encuentren juntos.  También podemos asignar puntos de experiencias a los personajes, incluso a aquellos que no hayan participado en el combate, para que vayan ganando niveles. Según su diseño y un poco de suerte sus estadísticas también se incrementarán, dando por resultado personajes muy diferentes aunque pertenezcan al mismo grupo o clase. Cuando lleguen a un nivel determinado podremos promoverlos a clases más poderosas que normalmente son versiones especializadas del trabajo base. Como un jinete que se convierte en caballero o un clérigo en sabio.



La duración de la campaña es bastante generosa, pudiendo tomarnos fácilmente unas 50 horas terminar el juego.

GRÁFICOS


Este es quizás el aspecto más criticado del juego. Los anteriores juegos de la serie venían de tener sprites pixelados en 2D y en este juego pasaron a usar modelos básicos con texturas simples para representar los mapas y los personajes. Cuenta con cinemáticas, que resaltan lo simple de los modelos y las texturas, pues cuando vemos una escena de historia, muchos de los detalles en las armas y el vestuario de los guerreros no se traducen de buena forma a los personajes durante los combates.


En el campamento y los menús de gestión de guerreros, veremos a estos representados por dibujos estilo anime muy coloridos y de buen tamaño, que de nuevo, no se ven tan bien durante el resto del juego.

Desafortunadamente la cantidad de conversaciones en el juego se maneja principalmente con estos dibujos estilo anime que ni siquiera tiene animación mientras hablan y en algunos escenarios la carga de texto en pantalla puede parecer demasiada.


SONIDO


La banda sonora tiene melodías clásicas en la serie remezcladas y con suficiente variación como para hacerlas memorables. También tenemos nuevas tonadas orquestadas que acentúan los momentos más importantes de la historia.


Encontraremos algunas voces, pero se antojan pocas y prácticamente sólo están presentes durante las cinemáticas. En general es placentero y emocionante escuchar la banda sonora durante los combates, sólo me cansé en algunos escenarios en dónde tardé más de 40 minutos en terminarlos.

COMENTARIOS FINALES


Intelligent Systems creó un gran juego de estrategia y combate táctico por turnos, con una historia compleja e interesante, personajes entrañables y gran duración. Se pueden criticar algunos aspectos técnicos principalmente en los modelos 3D, que hacen lucir el juego como antiguo, pero el paquete general está muy bien logrado, dando como resultado uno de los mejores juegos de la saga. La dificultad tampoco es prohibitiva pues tiene una buena curva de aprendizaje que dejará contentos tanto a los fanáticos como a los novatos.

 


El Juez Goomba dice…¡Comprable!


Un gran exponente de estrategia y uno de los mejores de su saga. Sólo se consigue en su formato original. Desafortunadamente es un poco costoso

Valorado en 9/10 Laguz salvajes.

Leave a Reply

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments

- Copyright © Crónicas Goomba - Hatsune Miku - Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -