[POD] CG207 Cris Tales

[Wii] Lost in Shadow

 
Uno de los últimos juegos publicados por Hudson Soft antes de ser absorbidos en su totalidad por Konami.

CONTACTO INICIAL


Vi el anuncio de Lost in Shadow durante el E3 del 2010, un título pequeño sería lanzado en nuestro continente en un futuro cercano, para una Wii que ya estaba en las últimas porque la mayoría de los desarrolladores estaban abandonando la consola porque a pesar de las excelentes ventas sus juegos se hundían en el mar de títulos basura que existían.



A pesar de que se veía interesante mi lista de juegos pendientes ya estaba muy cargada y estaba yo a punto de dar el salto a una PS3 gracias al apoyo de un amigo que se fue a vivir a Estados Unidos, sin embargo, terminé comprando el juego cuando lo encontré a tan solo 10 dólares durante la liquidación de la tienda oficial de Nintendo en mi país a inicios de 2012 y me tardé un más de un año en empezarlo, pero fue una buena experiencia.

HISTORIA


El juego no hace mayor esfuerzo por explicarnos de que va la trama, digamos que es minimalista en ese sentido. La cosa empieza con nuestro protagonista atrapado en la parte más alta de una torre, una misteriosa figura aparece, manifiesta una extraña espada y separa nuestra sombra del cuerpo, luego la deja caer de la torre, y es entonces cuando empezamos controlar nuestra sombra durante todo el resto de la aventura.


Eso es todo, no hay muchas más explicaciones, nuestro objetivo es claro, volver a subir hasta la parte más alta de la torre y reunirnos con nuestro cuerpo, ¿Para que? Ni idea ¿Por qué no separaron en primer lugar? Tampoco sabemos ¿Quién era la misteriosa figura oscura? Otro enigma ¿Por qué fuimos capturados en primer lugar? Muy buena pregunta, sin respuesta.

JUGABILIDAD


Este juego es una mezcla de plataformas y acertijos ambientales bastante decente. En cada nivel nuestra meta no es solo llegar hasta el final, sino que en el camino debemos encontrar las 3 llaves necesarias para poder progresar y para eso debemos usar habilidades básicas de saltos, manejo de perspectiva y proyección de sombras.



Como nuestro personaje realmente es una sombra, no nos movemos en el plano en el que están los objetos, sino en la sombra que estos proyectan, así que para afectar el mundo usamos a un hada llamada Spangled que nos permite cambiar el ángulo de la luz, lo que a a su vez modifica la posición de las sombras sobre las que nos movemos.

Al principio los acertijos son muy sencillos, pero poco a poco podemos interactuar un poco más con el ambiente, como por ejemplo usando palancas que hacen rotar los objetos que proyectan la sombra, cambiado estas últimas.


Aunque no fue muy publicitado en el material promocional a partir de cierto momento ganamos la habilidad de cruzar unas puertas y convertirnos en un ser de luz que tiene un tiempo límite para explorar el escenario real, para interactuar con algún objeto para completar un acertijo.

Son bastantes niveles para explorar, con una dificultad progresiva bastante bien manejada, que podremos terminar en unas 14 horas y tiene algo de contenido extra si de verdad nos queremos ponerle a sacar todo lo que nos puede tomar alrededor de unas 20, una vez terminado no hay muchas razones para volver al juego, ni modos adicionales.

GRÁFICOS


El aspecto visual es muy llamativo y bastante limitado por las capacidades de la consola, el manejo de la iluminación es el punto fuerte pues los cambios en la misma afectan de manera significativa la jugabilidad, sin embargo, debido a la resolución de la consola y la falta de un buen filtro las cosas se pueden ver bastante borrosas.


Los escenarios tampoco son muy llamativos, cada cierta cantidad de pisos la escenografía cambia un poco, pues entramos a sectores residenciales, acueductos, o zonas industriales, pero siempre estamos viendo al fondo, a las sombras de un mundo que nunca exploramos realmente y que está lleno de colores sepia y amarillos que le dan un tono lúgubre a la aventura, pero pueden llegar a sentirse monótonos.

SONIDO


La música estuvo a cargo de un veterano de la compañía y este sería uno de sus últimos trabajos, Takashi Watanabe, uso instrumentos electrónicos como sintetizadores para componer tonadas que en la mayoría de los casos rayan en lo ambiental, con un ligero toque de cuento de hadas que habrían funcionado en un juego más colorido o menos lúgubre, no está del todo mal, pero no me terminó de enganchar.

El resto del sonido está compuesto por los efectos, pues ninguno de los personajes tiene voces en ningún idioma, lo que además de reducir el presupuesto de la producción acompaña el minimalismo de la historia, pero igual un narrador para algunas escenas no hubiera caído mal, el resto de lo que está presente hace adecuadamente su trabajo,

COMENTARIOS FINALES


La idea original es excelente, la implementación no tanto, las capacidades técnicas de la consola afectaron negativamente el aspecto visual, los acertijos son entretenidos si bien no demasiado retadores, es un buen título para disfrutarlo durante un fin de semana que sobresale porque era algo diferente en medio de colecciones de mini-juegos.




El juez goomba dice… ¡Alquilable!


Solo está disponible para la Wii, aunque fue lanzado de manera posterior en la tienda digital de la Wii U, estuvo barato durante un tiempo, pero sus bajas ventas lo hicieron más difícil de conseguir y en este momento vale casi lo mismo usado que su precio original de lanzamiento de 40 dólares.

Valorado 7/10 juegos de luces
 

 

Comentarios