Posted by : AndValen 30/9/20

 
Antes de Dragon Ball GT: Final Bout, existían otros títulos de este famoso animé para la PS: estaban el decepcionante Ultimate Fighter 22 y Dragon Ball Z: Idainaru Dragon Ball Densetsu, que era lo más cercano a una experiencia del animé antes de que llegaran Budokai 3 y Dragon Ball Fighterz.

CONTACTO INICIAL

Cuando frecuentaba los locales de juegos de PlayStation, casi siempre iba para jugar Final Bout, pero al ser también el preferido de muchos tocaba "hacer fila" jugando otros títulos y en el caso de Dragon Ball, había que conformarse con Ultimate Fighter 22 que la verdad aburría demasiado.


Un día, vi que al lado de Final Bout se encontraba otro título de Dragon Ball con una carátula diferente, y empecé a probarlo. Como estaba en japonés no entendía mucho de las mecánicas al principio, pero me pareció muy llamativo su estilo, así que dejé que los otros muchachos se quedaran con su Final Bout y pedí un memory card para terminarlo porque el modo de historia tomaba su tiempo por la larga duración de los combates, y obviamente no era millonario para pasar toda la tarde jugando en el local.

HISTORIA

Conocido en nuestros lares como "Dragon Ball Z: Legends", cubre las peleas más representativas desde la saga, de los Saiyan hasta Majin Buu, mostrando las partes más importantes con texto e imágenes, lo que es algo decepcionante ya que el juego no era gráficamente exigente y se hubiera podido usar escenas animadas para ilustrarlas.
 

Aunque no tenga una historia original, con el conocimiento de la trama de la serie era suficiente para emocionarse con cada batalla a disputar.

JUGABILIDAD


Este título puede ser jugado hasta por dos personas, y utiliza un sistema único en comparación con otros de la franquicia o incluso del género. Los personajes en 2D se desplazan en un área tridimensional donde las batallas pueden realizarse tanto en el suelo como en el aire, lo que resulta en combates veloces y dinámicos al igual que en la serie.


Los movimientos que puedes realizar son puños y patadas rápidas, disparar ráfagas de Ki incluso en forma consecutiva, y con algunas combinaciones de control puedes hacer combos o remates a tu oponente, los que personalmente se me hicieron algo difíciles de contrarrestar. Estos movimientos consumen Ki el cual puedes recargar, pero debes administrar con cuidado esa energía ya que si se consume por completo quedarás aturdido y a merced de los ataques de tu oponente.

A diferencia de otros juegos del género, estos movimientos no son los que le restaran energía a tu oponente, sino que se encargan de llenar una barra que al completarse, iniciará una secuencia cinemática donde el personaje victorioso realizará un ataque especial visualmente llamativo que será lo que le quitará vida al contrario, por lo que deberás repetir este proceso varias veces para derrotar a tus rivales.


Puedes pelear en equipos de hasta 3 personajes de una gran selección entre héroes y villanos de Dragon Ball Z, pero solo controlas a un miembro del grupo y puedes cambiarlo en la mitad del combate, mientras que los otros son manejados por la computadora. Esto hace que debas estar pendiente de todas las peleas que ocurren de forma simultánea ya que también pueden ir eliminando a tus compañeros hasta dejarte solo, complicando más que puedas obtener la victoria.

El sistema es muy interesante, pero debido a que no hay variedad en los estilos de pelea de cada personaje y la única diferencia son los especiales, es posible que se sienta algo repetitiva la jugabilidad. Para rematar, la inteligencia artificial es bastante desafiante ya que puede predecir fácilmente tus movimientos si no cambias tu estilo de ataque.



Sobre los modos de juego, como mencioné existe el modo de historia, y los tradicionales versus y práctica. Lo innovador es un modo de misiones donde debes enfrentar diferentes escenarios con dificultad incrementada.

GRÁFICOS


Es lamentable que el apartado gráfico no pueda ir a la par con la velocidad y estilo de los combates. Los personajes se ven muy pequeños y con falta de detalle, con un abuso de pixeles para tratar de denotarlos, y con cero expresiones faciales o músculos.


Los "grandes escenarios" son la misma paleta del terreno y fondos con algunas diferencias, y los objetos destructibles son siempre los mismos. El único aspecto destacable son la animación de los super ataques y aun así se quedan muy cortos con unas formas muy extrañas en cuanto a los ataques y explosiones.

SONIDO


El factor sonoro salva un poco el aspecto técnico del juego. Las actuaciones siguen siendo excelentes gracias a los actores originales de la serie, quienes expresan las frases características en el momento apropiado, en combinación con efectos de golpes y poderes tomados de la serie brindando la experiencia de sentirte como en una batalla de las que vimos en televisión.


En cuanto a la música, no se utilizan piezas instrumental del animé, lo cual es una lástima, pero las melodías con influencias de rock y techno que logran aportar elementos adicionales a la acción del juego.

COMENTARIOS FINALES


Así como un fan del animé tendrá horas de diversión rememorando batallas a través de mecánicas con potencial, otros fanáticos del género no lo disfrutarán tanto ya que el título recrea peleas representativas, y no es una cualidad esencial que un jugador busca en estos títulos. Hay que considerar que este juego nunca llegó a nuestro continente, por lo que la barrera del idioma es un gran obstáculo para verdaderamente apreciar este trabajo entre Bandai, estudios BEC y Tose Software.


El Juez Goomba dice...¡Alquilable!


Es increíblemente difícil encontrar este título, así que por más que odie admitirlo, tendrán que recurrir a un emulador, pero que esto no evite que le den una oportunidad a Dragon Ball Z: Idainaru Dragon Ball Densetsu.

Valorado en 7/10 Genki Damas poligonales!!!
 

 

Leave a Reply

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments

- Copyright © Crónicas Goomba - Hatsune Miku - Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -