Posted by : flagstaad 18/9/19


Un título de acción sin demasiadas pretensiones que solo trataba de hacer divertido el combate con muchos enemigos.


CONTACTO INICIAL


Cuando vi el primer tráiler de este título quedé bastante emocionado, en este aparecía una mujer súper sexy con dos pistolas y una espada matando a todo el mundo en cámara lenta. Las pocas escenas que mostraban estaban llenas de enemigos y el jugador los erradicaba de las formas más divertidas. Gracias a esto pre ordené el título varios meses antes de su salida pues era el tipo de juego que llevaba esperando mucho tiempo.


Por fin llegó la fecha de salida y a pesar de que lo recibí el mismo día del lanzamiento me demoré bastante en acabarlo, lo que puede dar a pensar que simplemente fui un perezoso para terminarlo, o la otra opción es que el titulo tiene algún problema que no me dejó finalizarlo antes.

HISTORIA


El nombre del juego proviene del término wet-work o “trabajo sucio” lo cual significa que Rubi es una mercenaria. Por esto, las primeras misiones nuestra protagonista, están enfocadas en cumplir contratos que usualmente requieren eliminar objetivos específicos, que rara vez están desprotegidos y que hacen los tiroteos más divertidos.


El resto de la trama se puede explicar, sin dar demasiados detalles, con estas sencillas frases: Rubi es contratada para cumplir una misión, paso seguido es traicionada pero logra sobrevivir, y ahora está resentida y quiere venganza. Como pueden ver la historia es lo que yo llamaría simple, la verdad no hay un momento de la misma que valga la pena resaltar y la excusa del asesino traicionado ya ha sido utilizada previamente.

JUGABILIDAD


Este es un juego de acción en tercera persona donde controlaremos a una mujer armada con dos pistolas, una escopeta, dos ametralladoras y ballestas (yo no sé dónde las guardara todas esas armas con esa ropa tan apretada). Con este arsenal a su disposición, Rubi va mundo tras mundo aniquilando toda persona que se ponga en su camino, pero lo más importante es que lo hace con estilo.


Siempre que Rubi realice un salto, se deslice por el piso, o camine por una pared el juego entra en modo bullet time o cámara lenta, lo cual nos permitirá disparar con mucha más precisión a los enemigos, y nos permitirá hacer escenas cada vez más exageradas, lo cual le da a Wet un estilo muy cinematográfico, el problema es que este involucran muchos giros de cámara alrededor del personaje lo cual para muchos genera una sensación de mareo molesta.

Hay dos misiones que vale la pena destacar y que están relacionadas con una persecución de autos donde estamos algo limitados porque solo controlamos la mira y respondemos a las guías en pantalla en lugar de manejar el personaje pero a cambio veremos muchas acrobacias, a muchos podrá recordar la escena de la autopista de Matrix Reloaded y les doy la razón porque me dejaron sin aliento.


En algunos escenarios Rubi se unta la cara con sangre y el mundo es afectado por un filtro rojo donde todo se ve sangriento, en este modo la acción será incluso más intensa y puede ser divertido las primeras veces que lo vemos, pero luego de un tiempo nos damos cuenta que el filtro en realidad quita detalles visuales del juego y añade poco a la experiencia.

Esta fórmula podría ser excelente para crear un título espectacular, pero Wet no lo es. El primer problema que encontré es el diseño de los mundos, el juego nos motiva a saltar por todo el escenario pero hay muchos lugares que conducen a una muerte inmediata, fueron más las veces que caí un pozo sin fondo que las que morí a causa de los enemigos pues la vida se recupera de manera automática mientras no recibamos daño.


Mi mayor némesis durante la experiencia fue una escalera de incendios, una acción que a simple vista parecería sencilla como saltar por un agujero y agarrarme de una escalerilla se convirtió en una pequeña pesadilla por culpa de la cámara que lograba siempre ubicarse en la peor posición posible, y como comentaba antes no fue este el único lugar donde tuve problemas con la misma, se nota que le faltó trabajo.

Otro aspecto agridulce del juego son los jefes, pues en lugar de aprovechar las mecánicas con las que barremos cuartos enteros de enemigos decidieron convertirlos en eventos de reflejos donde debemos presionar los botones en el momento correcto para hacer daño o no morir, una pésima implementación de los infames Quicktime Events.

Hay poco contenido adicional que valga la pena explorar, contamos con mundos para tratar de hacer la mayor cantidad de puntos o reducir el tiempo y hay varios niveles de dificultad pero es una aventura que nos ofrece entre 7 y 9 horas de entretenimiento.

GRÁFICOS


Visualmente trataron de ser realistas, adicionalmente agregaron al juego un filtro que lo hace ver como película de acción de los setentas pero aun con el mismo no se pueden ocultar las limitaciones gráficas, aunque la mayoría de personajes tienen bastantes detalles muchas animaciones se sienten acartonadas algo común en la generación anterior pero que parece que este título nunca logró superar.

Los escenarios ofrecen poca variedad, son casi todos dentro de fábricas o en callejones buscando aprovechar los espacios cerrados para que logremos las piruetas que nos hacen sentir como héroes de acción pero gráficamente usar el mismo estilo en casi todas sus escenas lo hacen monótono después de un tiempo.

SONIDO


Wet cuenta con un reparto de actores bastante calificado y con experiencia en series de TV, la protagonista es interpretada por Elisha Dushku (Dollhouse, Buffy la Cazavampiros), que parece una selección acertada para la asesina sexy y con carácter que nos quiere mostrar el juego, pero el guion es bastante pobre e innecesariamente grosero, lo que le quita impacto a la líneas y lo mismo sucede con las participaciones de Malcolm McDowell (La naranja mecánica) y Alan Cumming.

La música por otro lado es perfecta para el título en cuestión, las canciones originales fueron compuestas por Brian LeBarton y complementadas con música licenciada de pequeños grupos de Rockabilly que es uno de los primeros sub-géneros del Rock que fue popular en los 50’s e incorpora estilos e instrumentos del sur de los Estados Unidos. Todas las canciones parecen mandadas a hacer para este tipo de juego, por lo que este es el mejor aspecto a resaltar.

COMENTARIOS FINALES


Personalmente disfruté de su banda sonora, pero el resto del título es simplemente una excelente idea implementada sin ponerle suficiente atención a los detalles, lo que hace que muchas mecánicas se sientan desaprovechadas a pesar de ser competentes.


El juez goomba dice… ¡Alquilable!


El juego no fue muy popular en su momento ni para Xbox 360, ni para PS3, debido a su corta duración se encuentra muy económico de segunda y hasta nuevo en algunas tiendas.

Valorado 7/10 asesinatos con estilo

Leave a Reply

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments

- Copyright © Crónicas Goomba - Hatsune Miku - Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -