Posted by : Víctor Dallos 15/6/13


Buenas noches, hoy hablaré de otra de las joyas de la Nintendo de los 90, Super Metroid.

Only for Nintendo...eso significa algo.



CONTACTO INICIAL

Siendo muy pequeño me encontré con una joya de juego en un cartucho de NES, se trataba de un juego sobre un robot que tenía que recorrer un mundo desolado, buscando piezas que incorporaba a su traje. El ambiente era espectacular para los tiempos que corrían, sin duda era un ambiente extraterrestre y hostil, con efectos de sonido que llegaban a ser atemorizantes, además contaba con un control muy ajustado a lo que quería hacer como jugador. Eso fue por allá en el 1988. 

En 1995, buscando información en una revista (si señores...teníamos que buscar revistas) me enteré de que el juego del robot tenía una secuela y además me di cuenta de que no era un robot…era una chica rubia en armadura…y también vi que el nuevo juego contaba con enemigos gigantescos y nosotros teníamos la posibilidad de lanzarles misiles a la boca.

Sin dudas esto debía ser grande...y sólo era la imagen de introducción

La verdad busqué mucho este juego en mi infancia, pero los precios me hicieron imposible comprarlo. Lo pude probar durante unos días de alquiler y me encantó. Al principio se me hizo muy raro que no hubiera nada en los escenarios iniciales, me dio algo de temor por su música lenta y extraterrestre, pero una vez llegué al final del nivel preliminar me di cuenta de que este juego iba en serio. Se ponía a girar el escenario ante una inminente explosión y luego una escena de escape vertiginosa nos cuenta los motivos por los que la bella cazarrecompensas estaba en ese sitio...en pocas palabras ...eso era poder!!!, Super Nintendo. 

Recuerdo que pensé que nunca la palabra “Super”, antepuesta a un nombre, era tan justa….este era como Metroid pero mejor, Super MetroidAños después cuando obtuve la Wii lo primero que hice fue entrar a la tienda virtual y buscar en su catálogo las joyas de la SNES…y así pude jugar durante todo el tiempo que quise al Super Metroid.

HISTORIA


Samus Aran es una cazarecompensas que hace trabajos peligrosos en la profundidad del espacio. Entre ellos ha destruido la mayoría de los Metroid, que son unos parásitos espaciales (no señores... los metroids son los malos, no ella) y se dirige con la última larva de estos bichos a una estación espacial para que la examinen. En el trayecto de regreso, su nave recibe una llamada de auxilio y Samus acude para prestar ayuda, allí se encuentra que la estación espacial está casi destruida…como siempre y según mi filosofía trataré de no arruinar la experiencia a quien no haya jugado esta joya (que está en mora de hacerlo)…por lo cual no contaré mucho más.

Algo sucede en estos desolados parajes...Samus debe investigar.

La historia me recuerda mucho a las películas de terror de ciencia ficción de principios de los 90, en donde un grupo de pobres viajeros espaciales eran asesinados de las mas variopintas maneras en alguna nave espacial…pero afortunadamente nuestra heroína viene bien armada y aunque pasa por duras situaciones, está en nuestras manos hacerla salir adelante.

En este juego me molestaba perder, pues la breve animación y el sonido cuando se acababa la energía me sacaban de onda…aunque confirmaba que efectivamente era Samus Aran que estaba bajo esa armadura naranja (vestida con unos escasos pixeles negros).

GRAFICOS Y SONIDO


Los gráficos son sobresalientes, sobre todo considerando que este juego salió temprano durante la vida de la SNES. Hay muchos efectos diferentes; transparencia, rotaciones, movimientos de cámara, jefes enormes, brillos de los disparos, muchos efectos llamativos y nuestro personaje se mueven muy fluidamente. Me encantaba ver como se aceleraba en algunos momentos o el columpiarse con rayos de luz.

Ese es un jefe grande...y antes era inmenso.

Algunos juegos posteriores de SNES son superiores en acabados gráficos, pero si algo destila este juego es ambientación y aunque algunos parajes puedan ser repetitivos o casi monocromáticos, esto agrega mucho a la ambientación de desolación de nuestra aventura.

EN el apartado sonoro, este es otro de los juegos en los cuales la banda sonora hace perfecta compañía a nuestras acciones. Durante la mayoría del juego las tonadas son mínimas, con sonidos puramente ambientales, pero de vez en cuando aumentan y se hacen casi estresantes, esto transmite el sentido de urgencia que requiere el juego en cada uno de sus momentos. Nunca juegues este con la música a pagada, por que se pierde mucho de su ambientación. 

Los efectos de sonido también aportan su granito de arena en la ambientación, desde los sonidos de portales abriéndose o cerrándose, los diferentes sonidos de nuestra arma según su munición y los sonidos de los monstruos en pantalla…como odio esos sonidos de insectos.

Cada sonido ambienta la situación...hipervelocidaaad

JUGABILIDAD


Al principio debo admitir que me costó trabajo ajustarme al control de Samus, me parecía rígida, algo dura en su forma de caminar….pero a medida que fui acostumbrándome a su control, también me di cuenta de que esa era la manera indicada de controlar un cibertraje con potencial para destruir un país pequeño. No debía controlarse como nuestro fontanero, con dotes de roedor o nuestros monos super fuertes…era una chica metida en un traje cibenético…y así se controla.

Además, los botones están más que adecuadamente configurados. Lanzar un cohete presionando select me hacía sentir que cargaba el arma. Entre todos los movimiento recuerdo que columpiarme me encantaba, pues la aceleración y el momento durante el movimiento, están muy bien logrados. Lo único que nunca me gustó fue la habilidad de rebotar en los muros….no la logré dominar realmente…afortunadamente no requiere su uso intensivo. 

La curva de aprendizaje del juego es muy buena. Al principio tiene pocas habilidades, pero a medida que avanzas vas recolectando mejoras de la armadura y esto te permite hacer más cosas.

Todas esas mejoras y con todo el planeta en tu contra para recuperarlas.

Algo que distingue esta saga es la mecánica de revisitar zonas que anteriormente eran inaccesibles, las mejoras del traje nos abren nuevos caminos. Así, si originalmente te detenía un muro, puede que una nueva mejora a tus municiones lo derribe, o si no puedes atravesar un pasillo que colapsa, puede que tu nueva mejora de hipervelocidad lo permita. Lejos de hacer el juego un repaso de tus huellas, te da posibilidades de exploración mezclada con acción en dosis muy equilibradas.

COMENTARIOS FINALES.


Sin duda un juego magnífico, con horas de diversión y reto a la medida de quien quiera, pues si bien no tiene selector de dificultad, se puede terminar tan pronto como seas capaz de optimizar tus recursos. Se encuentra disponible en formato original en tiendas de segunda mano, se encuentra también en la tienda virtual de Wii y en poco tiempo llegará a la de WiiU por un precio de promoción (durante un mes) de 0.30 USD.

Hay otros juegos de la saga tan interesantes como este en GBA, sin ser iguales, son dignos representantes de Metroid. Y sin duda alguna, otras joyas son los juegos de Gamecube que hacen un paso magistral a los 3D con los Metroid Prime, a los cuales dedicaré un tiempo en otro análisis. La reedición de Wii aportó un nuevo control y mejores gráficos.

"Metroid other M" de Wii baja un poco el listón, pues al tratar de dar un toque cinemático y mostrarnos los sentimientos de Samus, perdió algo del mutismo que lograba el ensimismamiento e identificación del jugador…o falta ver mis reacciones cuando se empañaba el visor de Samus en Metroid Prime…(que lo obligan a  uno a sacarla de esos planetas).


De los encuentros en Smash... Samus aprendió a columpiarse como profesional.


---



El juez Goomba dice... Coleccionable!!!

Si se posee en medio en donde está el juego, se debe agregar a la colección. Cerquita de ser indispensable y recomendar la compra de una consola, pero si se tiene, no se debe dejar pasar. Está en SNES, Wii y WiiU.

Valorado en 9/10 expansiones para misiles.

Leave a Reply

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments

- Copyright © Crónicas Goomba - Hatsune Miku - Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -